domingo, 30 de agosto de 2009

¿Estarás?


Mis miedos no son tan constantes aunque debo admitir que temo mayormente a la soledad.

Mis padres partirán, mis hermanos con sus respectivas familias, mis amig@s temo que no estarán allí, pues cada quien en sus propios asuntos. ¿Yo?...

¿Habrá alguien que esté a mi lado? ¿alguien con quien hablar luego del trabajo? ¿Alguna vez un ser hermoso podrá llamarme mamá?...

¿Habrá una personita que necesite mi protección? ¿Alguien que me enseñe a proteger, alguien a quien dedicarle mi éxito y refugiarme en él ante el fracaso?...

¿Estarás ahí mi pequeña Zoe? (me gusta ese nombre si alguna vez tengo una nena)...

Te esperaré hijo mío, para enseñarte lo poco que sé, para darte un beso de buenas noches luego de leerte un cuento o tal vez luego de jugar o por qué no, de bailar...

Te esperaré para compartir mi vida, para dedicártela entera. Para que con tu sonrisa puedas iluminar mis días...

Es un deseo no próximo, tal vez dentro de algunos años... pero espero, algún día, que el 15 de mayo alguien se acerque a mi con una rosa y un abrazo...

No hay comentarios: